Siglos XVI – XVIII

Hermandad de la Quinta Angustia
Hermandad del Dulce Nombre

1500

En este momento, apenas iniciado el siglo XVI y descubierto un Nuevo Mundo, aún reinaba en España SS.MM. Católicas en esta Ciudad de Sevilla. Por aquel entonces, la cuidad era conocida como la plaza del mundo, como ese lugar donde concurrían personas de todas las naciones y de las lejanas Indias Orientales y Occidentales. Sevilla era ya una ciudad grande y populosa donde la Iglesia, Metropolitana y Patriarcal, adquiría un papel preponderante en la nueva evangelización, siendo todavía su Arzobispo el Cardenal D. Diego Hurtado de Mendoza. En este contexto se funda esta hermandad, allí en la collación de San Vicente, cerca del barrio de los Humeros, en el Convento Casa Grande del Carmen. En torno al año 1500 al que nos referimos comienzan a reunirse un grupo de fieles del citado barrio para orar y meditar, deduciéndose que en un principio lo hacían bajo el lema pasionista de las Angustias de la Virgen al Pie de la Cruz.

1541

La hermandad recibe el 5 de febrero de este año la aprobación de sus primeras Reglas, siendo Arzobispo de Sevilla Fray García de Loaisa. El primitivo libro de estas se encuentra en la hermandad. Realizado en papel de pergamino, con ricas ilustraciones y un total de 57 capítulos, se titula “Antigua Cofradía de Penitencia, Sangre y Luz del Sagrado Descendimiento de Nuestro Señor Jesucristo y Quinta Angustia de Nuestra Señora, sita en la Antigua Iglesia y Monasterio de Santa María del Carmen”.

1567

El Padre General de la Orden Carmelitana, Fray Juan Bautista Rubio de Rábena, otorga la Carta Patente de Confraternidad a la Hermandad.

1572

Se funda en la Iglesia de San Vicente Mártir la Hermandad del Dulce Nombre de Jesús por el Arzobispo D. Cristóbal de Rojas y Sandoval, contra los votos y juramentos, tan frecuentes por entonces.

1574

El 25 de septiembre se verifica la aprobación de las Reglas de esta “Cofradía del Dulcísimo y Santísimo Nombre de Jesús, Primera Sangre de Nuestro Señor Jesucristo y Nuestra Señora de la Encarnación”. Estas Reglas se contienen en 55 capítulos, ofreciéndosenos en un rico libro de pergaminos. Este primer ejemplar también se encuentra en la actualidad depositado en la Hermandad.

1576

La Hermandad del Dulce Nombre de Jesús se traslada a una Capilla propia en el Barrio de Colón o de los Humeros.

1577

Nuevamente, la Hermandad del Dulce Nombre varía de sede, haciéndolo ahora al Hospital de la Santa Cruz de Jerusalén, hoy Convento del Santo Ángel.

1580

Su Santidad Gregorio XIII concede diversas bulas y privilegios a esta Hermandad.

1582

El escultor Jerónimo Hernández de la Estrada, del que era tutor y maestro Juan Bautista Vázquez, ejecuta la imagen del Dulce Nombre de Jesús, así como la del Cristo Resucitado.

1583

Su Santidad Pablo V concede nuevas bulas e indulgencias a la Hermandad del Dulce Nombre.

1587

La hermandad del Dulce Nombre se traslada al Real Convento del Señor San Pablo, al perder el pleito establecido con la Orden de Predicadores, quedando como filial de ella y, por tanto, exenta de la jurisdicción del Ordinario. En este mismo año, la Hermandad adquiere en propiedad la Capilla de D. Luis de Medina.

1590

El Cabildo eclesiástico confía a esta Hermandad el Patronato y Administración de los Niños Expósitos, que había sido fundado por el Arzobispo D. Fernando de Valdés.

1592

El 11 de febrero, la cofradía recibe como hermanos a Juan Martínez Montañés y su esposa Ana de Villegas, regalando dicho artista a la Hermandad una Imagen Dolorosa de la Virgen, exponiendo el imaginero que la imagen del niño merecía una madre tan hermosa.

1608

La hermandad de la Quinta Angustia se traslada a una nueva Capilla del Convento del Carmen. Por estos años, su Hermano Mayor tenía “voto, celda, ración y sillón en el coro de la Comunidad”.

1623

Al verificarse una reducción de cofradías, la Hermandad de la Quinta Angustia se une a la del Sagrado Lavatorio y Prendimiento. En la cofradía del Jueves Santo, la Imagen del Dulce Nombre portaba en su mano la llave del Sagrario del Convento de San Pablo.

1659

Se concierta con el escultor Pedro Roldán la ejecución de unas andas para la Hermandad de la Quinta Angustia y, posiblemente, también la imagen del Cristo del Descendimiento y del Misterio.

1692

Se edifica la Iglesia del Convento de San Pablo El Real, ampliándose la Capilla de la Hermandad con la de Santo Tomás de Aquino, donada por el Caballero Veinticuatro Manuel José Gómez de Espinosa, condicionándose esta donación a la conservación de las bóvedas de la citada capilla.

1694

Se amplía la capilla por el arquitecto Leonardo de Figueroa y Reina y el maestro cantero Lorenzo Fernández de Iglesia.

1788

Ingresan como hermanos D. Manuel de Escobar y Alvarado, Alcalde Mayor de la Ciudad de Cartagena de Indias, y D. Manuel José de Escobar y Monroy, Alférez Mayor de esta ciudad.

1791

Ingresa también como hermano de la cofradía D. Juan Caravallo de Vera, Obispo de Cadiz.